En esta era digital es imposible pensar en posicionar un negocio a través de internet sin hacer uso de las herramientas que nos ofrece el marketing. En un mercado tan competitivo, no es suficiente con tener una tienda o página web bien diseñada, sino que es necesario hacerla notar y llegar de forma más directa hacia el público objetivo.